Hoy os traemos a Tu Diario de Apuestas una entrevista al pronosticador deportivo especialista en tenis CMTenisInfo. En esta entrevista nos explica cómo trata al tenista como una persona y así consigue prever los resultados de las apuestas. Conoce un poco más a CMTenisInfo.

Desde diciembre de 2017, has realizado 956 picks verificados, con +178 unidades sumadas y un 8,04% de yield. Son números muy correctos, ¿cuántas horas dedicas a visualizar partidos?

La verdad es que dedico mucho menos tiempo del que la gente se piensa. Veo muchos encuentros, está claro, pero mi trabajo de análisis, o mi forma de entender las apuestas en relación al mundo del tenis, no da tanta importancia a lo que ocurre dentro de la pista, sino a lo que ocurre fuera, una vez que se dan la mano y se marchan a las duchas.

Intento tratar al tenista como una persona, saber qué ha dicho en la rueda de prensa, dónde estaba los días antes a un torneo, qué lesiones ha sufrido y qué importancia puedan tener, sus picos de forma en la temporada, la implicación posible esa semana, etc. El tenis es un deporte en el que el valor de la información es máximo. Por ejemplo, saber que Leo Messi está enfermo, aún siendo el mejor en lo suyo, no afecta en exceso al transcurso de un partido; sin embargo, los tenistas están solos en la pista, y si están mal, vienen de un viaje con desgaste de la semana anterior, tienen un dolor en la espalda…, lo lógico es que pierdan. Es ahí donde entra mi trabajo, en rastrear internet y las redes sociales para tener acceso rápido y fiable a todas esas informaciones.

Volviendo a la comparación con Messi, si el argentino estuviera enfermo, sería muy fácil saberlo, ya que todos los medios se harían eco de ello, y las cuotas se adaptarían rápidamente, perdiendo ese mínimo valor posible, pero en el tenis es realmente complicado tener acceso a esos detalles, o saber que un tenista situado en el puesto 145 del mundo acaba de ser padre, ha fallecido su madre, perdió su vuelo y llegará sin dormir al torneo, o si se ha lesionado entrenando. Y que sea más complicado tener acceso a esa información, es lo que aumenta el valor de la misma.

Yo ahora mismo tengo una rutina de trabajo para recolectar toda esa información, estar al tanto de todo cada día, analizar encuentros, escribir las previas ATP…, En rondas finales dedico una media de 2 horas a este trabajo, algo que aumenta hasta las 14-16 horas en una primera ronda de Grand Slam, por ejemplo. Aún así, hay otras tareas como responder emails de gente interesada en el servicio, llevar tus redes sociales, contestar dudas de suscritos, etc.

“En este mundo el control mental es fundamental”

En tu opinión, ¿qué es más temible, el overbetting o un DrawDown muy pronunciado?

Es una pregunta complicada. Lo más peligroso en este mundo siempre son los excesos. En cualquiera de sus formas. Exceso de bank, si no puedes permitírtelo; exceso de stake, exceso de número de apuestas… Todos los excesos son muy peligrosos para un mundo en el que el pilar fundamental, y también el más difícil, es el del control mental. Es por ello que, en este mundillo actual de “pseudotipsters”, te diría que el overbetting es lo más temible.

Debemos tener en cuenta que estamos hablando de un mundo que últimamente vive un crecimiento máximo. Cada vez tenemos más gente que apuesta, más tipsters, más casas de apuestas… Eso nos lleva a que la facilidad para encontrar selecciones con valor se reduzca notablemente, ya que rápidamente el mercado ajusta las pocas cuotas erróneas que puedan sacar las bookies.  

Mentalmente tampoco es fácil el hecho de analizar cientos o miles de partidos para ser capaz de sacar pronósticos solo en torno a un 2% de ellos, y precisamente es eso lo que hace que nuestra mente nos juegue una mala pasada en la selección. Ten en cuenta que un día en el que estás 4 horas viendo tenis, 2 horas más analizando la siguiente jornada, y otras 2 horas escribiendo previas, son 8 horas trabajando para no sacar ningún pronóstico. En términos de rentabilidad podríamos decir que es una jornada perdida, pero en absoluto es así. Ese trabajo será rentabilizado en otra jornada, pero la gente muchas veces necesita mandar pronósticos para “alimentar” a sus seguidores, o por simple marketing en sus redes sociales, y ahí empieza el problema. Ese “overbetting” es el peligroso.

Sin embargo, en un ámbito profesional, si habláramos de tipsters y no “pseudotipsters” daría más importancia al drawdown porque, junto al yield, me parece el dato clave para conocer la rentabilidad de una inversión. Lo más importante en cualquier inversión, antes que ganar, es no perder, por lo que conocer los máximos drawdown que ha tenido en el pasado, el riesgo de su estrategia, la cantidad máxima que habríamos perdido, etc., me parece fundamental.

En redes sociales te posicionas muy claramente en contra de pseudotipsters que siguen manchando el sector y campan a sus anchas. Qué es más probable, ¿ver a estos personajes arruinados o perseguidos por la Justicia?

Sinceramente no creo que ninguna de las dos ocurra. En cualquier ámbito de la vida tenemos gente que quiere engañarnos, o gente que quiere vendernos algo que se aleja bastante de la realidad que intenta mostrarnos. Al final, ellos ofrecen un producto y lo venden de una manera que no es la correcta, éticamente, por lo que podemos llamarles impresentables, u otros calificativos que no diré aquí, pero el problema no es del que intenta vender un “stake 10” con emoticonos de billetes y falsas promesas, sino del que lo compra.

La gente sigue pensando que esto es como comprar una camiseta. Me acerco a la tienda, esa blanca de ahí me gusta, ni me la pruebo porque ya lo haré en casa y, si cambio de opinión, tengo 30 días para devolverla. O en el peor de los casos, qué más da si solo cuesta 9,95 euros porque está de oferta, con que me la ponga dos días de pijama está amortizada.

Aquí hablamos de invertir dinero, y no es que puedas perder la cuota que pagas al tipster, sino todo el dinero que vas a invertir en él. Sin ir más lejos, tengo gente en mi servicio apostando 100 euros o más por unidad de stake. ¿De qué serviría que, en un mes malo, en el que pierde 5 unidades, le devuelva la cuota de 40 euros/mes? De nada, porque ha perdido 500 euros. La solución sería regalarle más tiempo para que a largo plazo viva una inversión rentable. Esa misma persona, en mi servicio, el año pasado, habría ganado 13K, y podría haberse ido en un mal momento recuperando los 40 euros de la cuota, un sin sentido. Sin embargo, vemos que, con un buen marketing, los reembolsos son un capta noobs importante.

No creo que la justicia tenga mucho que hacer, cuando es algo voluntario del que compra. Todo sería tan simple como pedirle unas estadísticas verificadas, una muestra de su trabajo, y se acabarían todos los problemas.

Sobre verlos arruinados, tampoco lo creo. Ellos viven del dinero de las afiliaciones y, no nos engañemos, el marketing que hacen va a seguir funcionando. No es ético, pero les funciona. Cualquier persona con 18-20 años compraría lo que ellos “venden”, pero el problema es que la realidad después es opuesta. Si buscas el nombre de cualquiera de ellos en Twitter encuentras sobre todo a personas enfadadas, engañadas. Hay que tener mucho cuidado porque la solución no es que la justicia haga algo, o que ellos acaben arruinados, sino ser inteligentes y saber dónde estamos metiendo nuestro dinero.

“Nadie nace sabiendo apostar, ni invertir”

Dinos 3 características que debería reunir un pronosticador con poca experiencia para comenzar a dar un servicio en este mundo de las apuestas.

La primera la has dicho tu mismo. Y para mí es quizá la más importante: experiencia. Ya no digo experiencia como apostante, sino como tipster.

La gente no es consciente de que no puedes comparar la presión de hacer tus apuestas en Bet365, por decir una, relajado en tu casa, con la responsabilidad de cargar a tus espaldas la presión de decenas o cientos de personas que están invirtiendo su dinero en ti, una persona que ni conocen.

Al principio no es fácil, y esa presión es un aspecto claramente negativo, pero si eres capaz de convertirla en responsabilidad, hará que seas incluso mejor tipster. Nadie nace sabiendo apostar, ni mucho menos invertir, y todos hemos perdido dinero en nuestros primeros pasos, hemos tenido que conocernos como apostadores primero, y como tipsters después, y esa etapa es completamente necesaria. Un pronosticador con poca experiencia, lo primero que debe conseguir es experiencia, aunque la respuesta suene poco coherente.

Las otras dos características principales para mi serían el ser una persona transparente y cercana. Entender que cuando tienes una mala racha, debes dar la cara, responder a tus clientes y tratarlos como tal. Son personas que, sin conocerte de nada, están poniendo en tus manos el dinero que han ganado con sudor y trabajo, y es normal que si tienes una mala racha te escriban preocupados. Muchos “pseudotipsters” olvidan que son clientes y que tienen una responsabilidad con ellos.

«Con un bank de 100 euros no deben contratar a un tipster, porque no tiene ningún sentido»

¿Un consejo para los usuarios que han sido estafados y han perdido las ganas de apostar por creer que todos los tipsters son iguales?

El único consejo que puedo darles es que, cuando se les pase el enfado, me escriban. Pueden contactar conmigo en cualquiera de mis redes sociales o vía email, rápidamente se darán cuenta de que lo que yo ofrezco dista muchísimo de lo que ellos conocieron. Y aunque no lo crean, existen más profesionales como yo que hacen un trabajo brutal.

Yo no hago ningún tipo de publicidad y tengo más de 100 clientes. Mi fórmula no es la de captar clientes, sino la de mantenerlos. A mí me puedes escribir para preguntarme por un partido de tenis, una duda sobre la declaración de Hacienda, una reclamación a una casa de apuestas, consultas sobre cualquier cosa de apuestas, que te responderé como si fuera tu “colega” rápidamente.

Los buenos tipsters no son los que van buscando clientes, los que se publicitan entre ellos, además con prácticas que rozan la estafa. Yo no tengo que convencer a nadie de que entre a mi servicio. Mi trabajo está ahí, y si alguien ha decidido que tiene un dinero que podría invertir conmigo, para hacerse a final de año un viajecito con la pareja o comprarse unos caprichos, entonces me encontrará, a mí, o a otro tipster que también le ofrecerá un buen trabajo seguro.

No sabes la de gente que me escribe para contarme que acaba de sufrir un engaño/estafa, y lo peor de todo es que la gran mayoría son jóvenes de 18-22 años, con un bank creado a partir de la paga de sus padres. Cuando me escriben, les digo claramente cuál es la realidad, que con un bank de 100 euros no deben contratar a un tipster, porque no tiene ningún sentido. El problema aparece cuando otro tipster les dice, por ganarse su cuota, que sí, que esos 100 euros los va a convertir en 1.000 con un reto express, y después con un bank de mil euros podría duplicarlo cada mes, para tener un BMW a final de año, que es lo que hizo él en su día. Obviamente eso no ocurre, y el joven pierde sus 100 euros, pero al tipster le da igual porque convencerá a otros.

«El pasado en las apuestas no vale nada»

Dicen que lo más complicado es salirse de una racha negativa. ¿Tienes algún consejo que de verdad te hubiese gustado obtener cuando comenzaste en este mundo?

Es la etapa más dura que todos vivimos en este mundo. Yo personalmente tengo más de cien personas en mi servicio, por lo que la presión de esa racha negativa es todavía mayor, y aunque tu sepas que es cuestión de tiempo, que en el largo plazo toda mala racha se compensa con una buena, debemos ser conscientes de que tenemos personas que están siguiéndonos, que quizás entraron al servicio justo al inicio de la racha negativa, y debemos intentar hacerles entender las cosas. Para mí es fundamental tener comunicación con mis suscritos. Esta temporada mismamente comenzamos mal, llegamos a estar en -15 unidades creo recordar, e incluso varias personas me escribían diciendo: “Carlos, no te preocupes, no tienes que mandar más mensajes sobre la situación, que tenemos plena confianza en ti”. Ahora estamos en casi 50 unidades de beneficio y todo se ve diferente, pero el consejo que yo daría a cualquier tipster en una mala racha es que siga creyendo en su trabajo, y que sea cercano con sus clientes. Al final es lo único que buscan, saber que detrás de todo hay una persona que tiene el control del “barco” en buen rumbo, aunque haya pillado un poco de temporal.

Cuando una persona sufre una mala racha pierde la confianza o incluso la ilusión. Tienes la sensación de que estás dedicando horas para que luego, por pequeños detalles, te salga todo cruz, una vez detrás de otra. La solución es airearse un poco, quitarse presión, desconectar unos días si es necesario e intentar enfocar el torneo siguiente, el mes siguiente, desde cero. El pasado en las apuestas no vale de nada, son números que hablan de cómo te ha ido la inversión y si son buenos tienes que pensar que, con esa misma filosofía de trabajo, volverán a serlo. El error es intentar cambiar una manera de invertir que ha funcionado durante meses o años por una mala racha.

¿Puedes decirnos un tipster de tenis y otro de un deporte diferente de los que hayas aprendido algo que no olvidarás?

No sabría decirte ninguno así de primeras, la verdad. Al final, cada uno tiene una filosofía de trabajo, y es el ir viendo a muchos a lo largo de estos 9 años que llevo ofreciendo contenidos lo que ha ido formando mi propia filosofía. El pilar fundamental de mi servicio es el de querer argumentar, intentar transmitir a todas las personas toda la información que tienes, y pienso que eso lo conocí en mis inicios, en el foro de ApuestasDeportivas, cuando no había Telegram y Twitter estaba todavía comenzando a ser un altavoz de tipsters.

Yo veía estadísticas e informaciones increíbles, de muchos tipsters, y me preguntaba cómo sabrían tantas cosas. Poco a poco fui obteniendo la capacidad de encontrar los datos yo mismo, con una rutina de trabajo bastante constante, escribiendo previas de todos los encuentros, lo cual supone un desgaste máximo. Ten en cuenta que tenemos jornadas de tenis ATP con decenas de partidos, por lo que, si debes seguir los partidos, analizar los siguientes, y después escribir todas esas previas, hablamos de estar todo el día pegado a la pantalla. Y el tenis es un deporte que no descansa ningún día, de lunes a domingo, festivos incluidos, lo que hace que muchos días tengas que dejar de salir con tus amigos, hacer planes de viajes, etc. No es como el que manda pronósticos, pero un día te dice “hoy no veo nada que me guste”, y se va de copas con sus colegas.

En CMTENIS no solo intento que la gente tenga pronósticos buenos, sino también todas esas previas y contenidos que les ayuden, quizás no a ganar dinero, pero sí a no perderlo. Que ellos puedan, si quieren, ser autosuficientes con sus picks, y que tengan toda la información que yo tengo. Un claro reflejo de esto es que muchos tipsters, algunos bastante conocidos, contratan mi servicio para tener acceso a todas esas previas e informaciones.

También podría responderte esta pregunta por el lado opuesto, y decirte que he aprendido muchísimas cosas de muchísimos tipsters, pero lo que he aprendido es que no quiero ser como ellos ni formar parte de sus filosofías. Esa lista sería más larga, pero no creo positivo darles publicidad aquí.

Dinos un momento que recuerdas por ser especialmente difícil, y otro que te reconfortó por el trabajo realizado como tipster.

Agosto del año pasado. A pesar de que veníamos de sumar en los 7 primeros meses, con un abril de +38 unidades, un mayo de +38 unidades y un junio de +30 unidades, el mes de agosto fue especialmente complicado. Restamos 29 unidades, apenas acerté un 37% de pronósticos y se juntó un poco con el hecho de que, al ser verano, sin competiciones de futbol ni baloncesto, mucha gente había entrado ahí al servicio, y se comió todo el mal momento de bienvenida.

El peor problema que tiene este mundo es que la gente si vienes de 7 meses seguidos sumando, con +151 unidades de beneficio, 3 meses brutales, piensa que todo va a seguir siendo así, cuando la lógica, la varianza, dice justamente lo contrario.

Tengo un grupo de suscritos bastante fiel, de mucho tiempo, y nunca recibo malos comentarios en momentos complicados, todo lo contrario. Sin embargo, ese mes fue especialmente duro. Perdí un poco la ilusión por lo que hacía, y cuando analizas, escribes previas durante horas, sin esa chispa, ilusión, motivación, no vales nada. Por lo tanto, decidí regalar 2 semanas a todos los suscritos, y durante dos semanas ofrecer todos mis contenidos en abierto. Eso hizo que cada día recibiera decenas de mensajes de agradecimiento por mi trabajo, gente preguntándome dudas de tenis, y pudiese salirme de esa burbuja tan negativa. El mes siguiente volvió a ser un gran mes, y probablemente fue el momento más duro y gratificante a la vez. Para un tipster siempre lo más duro es cuando se tiene una mala racha, y lo más bonito cuando tienes meses o épocas brutales.

¿Qué objetivos de yield y número de clientes tienes este año?

La verdad es que nunca he sido especialmente ambicioso con el número de clientes. No me considero un amante del marketing en este mundillo, creo que debe ser el apostador el que debe buscar al tipster si está interesado en invertir, y no al contrario, por lo que siempre he optado más por esa filosofía. Ahora mismo tengo unas cien personas en mi servicio, y que es una cifra con la que puedo trabajar bien, comunicarme con ellos si tienen alguna duda, y ofrecer un servicio que considero de bastante calidad. Al final, la calidad como tipster es importante, pero la calidad humana lo es incluso más, y para tener una persona a la que no tengo tiempo ni de responder sus dudas, o sus preocupaciones en un mal momento, prefiero no tenerla.

Respecto al yield, venimos de un 2018 con +137 unidades y un 9% de yield en 711 pronósticos. Mi idea a principio de temporada fue repetir esos resultados o mejorarlos, y ahora mismo, a pesar de un inicio de año más complicado, vamos en promedio para que así sea. No me marco objetivos, pero siempre intento mejorar, cada mes, cada temporada, porque si pierdes eso, es imposible, no solo mejorar tus números, sino incluso igualar los anteriores. Y como he dicho antes, cada vez este mundo es más competitivo, y las bookies ajustan mejor sus cuotas, por lo que para igualar lo del año anterior, debemos mejorar.

Acabo de crear un nuevo canal complementario dentro del servicio, con una filosofía diferente, donde solamente se publican pronósticos con una información de máximo valor, para banks más grandes. La idea de ese canal es la de primar yield sobre beneficio, reduciendo picks, seleccionando mejor, y de momento está funcionando muy bien. La clave es ofrecer herramientas buenas para que tus clientes encuentren lo que buscan, pero que no sea simplemente decirles: “Mete a X porque lo digo yo”, sino que sepan en todo momento el trabajo que existe detrás de esa inversión.

Para finalizar, cuéntanos una anécdota que te hiciese ganar de forma inesperada.

La verdad es que hay muchas. Ten en cuenta que el tenis es un deporte en el que nunca está nada perdido. Una retirada puede cambiarte una apuesta, y este año mismamente cazamos una cuota alta con Dominic Thiem en un mercado de largo plazo porque el rival decidió ni saltar a la pista en el partido decisivo. Lo que también es cierto es que en este deporte lo “inesperado” unas veces te da y otras te quita, por lo que hay que saber aceptarlo.

Daros las gracias por todo, por el interés en hacerme esta entrevista, y animaros a seguir con el buen contenido que ofrecéis en vuestra página web.

Un saludo a todos, y muchas gracias por leerme.

Resumen
@CMTenisInfo, 9 años como tipster de tenis
Artículo
@CMTenisInfo, 9 años como tipster de tenis
Descripción
Hoy os traemos a Tu Diario de Apuestas una entrevista al pronosticador deportivo especialista en tenis Carlos Marín, @CMTenisInfo. En esta entrevista nos explica cómo trata al tenista como una persona y así consigue prever los resultados de las apuestas. Conoce un poco más a este fantástico tipster.
Autor
Tu Diario
Tu Diario de Apuestas
Logo